CON UN PINCEL QUE ME DISTE



(A Claudia Buruaga, con cariño)


Con un pincel que me diste,

rosas rojas yo pinté,

hadas vestidas de azules

que en mi mente imaginé.


Con muchos pinceles tuyos,

ramos de flores pinté,

bodegones con sus frutas,

amapolas y un clavel.


Con un pincel que me diste,

niños pobres yo pinté,

soldaditos de hojalata

y barquitos de papel.


Con un pincel blanco y negro,

niños negritos pinté,

niñas rubias, niñas blancas

que jugaban al traspiés.


Con un pincel azulado,

claros de luna pinté,

cielos blancos estrellados

y negras noches también.


Con un pincel de tu alma,

tu ternura yo pinté,

era del color del oro,

y de la plata también.


Con el pincel de tus labios,

besos tuyos yo pinté,

eran los besos más dulces

que jamás imaginé.


Con un pincel amarillo,

castillos en el aire pinté,

cielos con nubes azules,

amores bellos también.


Con un pincel color nieve,

un día tu alma pinté,

la pinté junto a la mía

para coserlas después...


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.