MARINERA



Marinera,

tu alma,

es de marinera,

bañada por las arenas,

con el sabor de la sal

y caracolas por hiedra.


Cubierta

por muchas algas

en vez de una cabellera,

tu voz es como un susurro

que solo a la playa llega.


Un día

te has transformado

en una sirena bella

que canta a los marineros

cuando la mar está quieta.


Marinera,

tu alma es de marinera,

la mía se ha hecho gaviota

para poder encontrarte

donde no rujan las olas.


Quiero

que estés en tu mar

y poder beber tu sombra

en las aguas cristalinas

que se mecen en las rocas.


Marinera,

quiero morir en tu costa

allí donde tú estés sola,

y con tu sonrisa dulce,

dame un beso de tu boca...


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.